lunes, 11 de febrero de 2019

Gota Infinita


Siempre serás la gota
Gota que cala mi alma
Esa lágrima perdida
De cualquier madrugada
Serás el cuerpo bendito
Pecado inconfesable
Carne de mi propia carne.


La tempestad en una calma
Calma que clama tu boca
Boca entre la hiel y la miel
Cicatriz sin cura
De herida eternamente abierta.

Serás el mar ausente
en los acantilados de mi costa
La playa salvaje
En un desierto de rocas
Serás un canto
O  poema inacabado

La palabra con filo
El punto de sutura
El hilo que  ahoga
El puñal que clava

Serás eterno dolor
Y a la vez mí cobijo
Cabaña en un bosque
O arroyo hecho cascada

Hasta la hora de mí muerte
Serás la gota que cala
Esta alma cansada
Este corazón que sangra

Serás quién mí boca nombre
Y en el silencio de un
Te amo
llevaré  este amor mío
A dónde nadie haya llegado



© MaRía

2/10/2018

[Suena: Una de esas noches sin final : Javier Limón e Inma Cuesta]

Compartimos entre pieles

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...