jueves, 11 de junio de 2015

Un susurro imaginado

El hombre que yo amo tiene algo de niño,
 la sonrisa ancha, tierna la mirada.
 Tiene la palabra de mil hombres juntos
 y es mi loco amante, sabio, inteligente.
 El hombre que yo amo no le teme a nada,
 pero cuando ama lo estremece todo.
Guerrero incansable en busca de aventuras,
 tiene manos fuertes, cálidas y puras.
 El hombre que yo amo sabe que yo lo amo,
 y vuela siempre lejos, pero vuelve al nido, 
 el hombre que yo amo sabe que yo lo amo. 
 Yo lo quiero loco, pero loco mío
Ana Gabriel 



--Nana Mouskouir- Nabucco-

Hay en el tono de tu voz
un encanto que me envuelve
un susurro que me acaricia
hecho brisa
en mi cuerpo.

Escalofrío  que me invade,
la piel  no resiste,
 tu voz que no cesa
amo de mi mente
hasta despertar
cada uno de mis sentidos.

Siento en la boca el sabor
de un ávido beso
pleno de palabras no dichas
en sonidos aún no inventados
En la mirada las lágrimas
se suceden sin sentido
demasiada euforia
de un amor que no se mide.

El calor se acrecienta en mi interior
aclamado por la voluntad
de un amor infinito
en mi perdido
en el deseo encontrado
en el ecuador de mi cuerpo
encerrado en mi vientre,
por ti abierto.
por ti tomado
por ti penetrado
por ti
de un placer jamás sentido
y así  divago en el pensar
de un susurro imaginado
© Maria

Compartimos entre pieles

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...